5 consejos de limpieza de las alfombras antifatiga

Las alfombras antifatiga se utilizan a menudo en áreas de alto tráfico donde el aceite, la grasa y la suciedad son frecuentes. La limpieza de los tapetes de hule sanitizantes es clave para que estas inversiones duren el mayor tiempo posible. Si tiene felpudos comerciales antifatiga está de suerte, ya que no requieren un mantenimiento complejo. Tenga en cuenta estos 5 sencillos consejos cuando limpie su felpudo:

  1. Utilice un jabón suave, detergente o desengrasante con agua caliente para limpiar la superficie de la alfombra antifatiga y eliminar la grasa o el aceite. La temperatura del agua no debe superar los 140 grados Fahrenheit, pero no debe estar más fría que los 120 grados Fahrenheit. Es importante limpiar estas alfombras al menos una vez a la semana para evitar que el aceite y la grasa dañen la superficie de la alfombra. El agua caliente disolverá los residuos de grasa y aceite durante la emulsión.
  2. No utilice lavadoras ni frote mecánicamente estas alfombras: No requieren técnicas de limpieza agresivas ni procedimientos de secado con intervención mecánica. El proceso completo de limpieza no debe exceder más de 20 minutos con pasos que incluyen enjuagar, dejar que el agua y la solución se apliquen, enjuagar, escurrir (dependiendo si su alfombra tiene agujeros) y luego secar.
  3. No utilice productos químicos con un pH elevado, lejía, álcalis o disolventes para limpiar, ya que estos materiales podrían dañar la superficie de la alfombra. No utilice un detergente que supere un nivel de pH de 9,5. Antes de elegir un limpiador, asegúrese de que está recomendado para la alfombra antifatiga que tiene.
  4. Barra con una escoba o un cepillo, o bien limpie con una manguera a diario para eliminar la suciedad, la mugre y el polvo. Si utiliza la manguera, no es necesario que la presión del agua sea alta. Le sorprendería saber la cantidad de tierra y suciedad que se arrastra por las alfombras cada día. Mantenga sus alfombras con esta técnica sencilla pero eficaz.
  5. Deje que las alfombras se sequen durante un tiempo considerable antes de volver a utilizarlas. Colóquelas en posición horizontal después de limpiarlas y déles el tiempo necesario para que se enfríen. Además, no enrolle inmediatamente su esterilla y deje que se seque.

Esperamos que estos consejos de limpieza le ayuden a mantener sus alfombras antifatiga durante años. Póngase en contacto con uno de nuestros expertos en alfombras antifatiga hoy mismo si tiene alguna duda o pregunta.

You May Also Like

About the Author: Lic. Miguel Matallana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *